Calle Pedro López de Luna, 33 50009 Zaragoza

616 49 34 09

Actualidad

29/11/2017

El hormigón impreso y su uso en la construcción

El hormigón impreso y su uso en la construcción

La restauración y rehabilitación de edificios en Zaragoza es uno de los usos principales para los que se emplea el hormigón impreso, un tipo de mortero con propiedades hidrófugas que se viene utilizando desde hace medio siglo en el sector de la construcción para el revestimiento de paramentos verticales con el objetivo de lograr un nivel óptimo de impermeabilización.

Precisamente esta es una de las principales cualidades de este material. El hormigón impreso no deja pasar el agua y además es muy resistente, de ahí que muchos profesionales de la construcción lo elijan para la restauración y rehabilitación de edificios en Zaragoza. En superficies provistas de anclaje puede usarse esta técnica, que ofrece resultados impresionantes. Además, este mortero es versátil y ofrece una amplia variedad de acabados gracias a que para su colocación se emplean moldes de muy diferentes tipos. Por lo tanto, pueden personalizarse los resultados.

Es un material barato y sencillo de colocar que además aporta una gran resistencia a golpes y rodaduras y cuyo mantenimiento no reviste complicaciones, puesto que este hormigón no se mancha y aguanta bien el contacto con grasas y otros productos químicos abrasivos.

El hormigón impreso se utiliza sobre todo en exteriores, pero también en muros interiores. Su uso principal es la pavimentación. Es recomendable para suelos exteriores en viviendas con jardín o terraza, pero también con piscina, gracias sobre todo a que cuenta con propiedades antideslizantes.

El suelo fabricado con este mortero no resbala y es muy resistente a las inclemencias meteorológicas, de ahí que sea ideal para superficies a la intemperie.

Si necesitas impermeabilizar la fachada de tu inmueble o colocar el suelo de la piscina de tu jardín, así como cualquier otro tipo de reforma, en Albañilería Y Reformas Yuste encontrarás los mejores profesionales. Ven a visitarnos y pídenos presupuesto. No te comprometes a nada por ello.